miércoles, 22 de abril de 2015

No hay nada como empezar algo que deseas que se termine

Nerviosa, todos me preguntaron si estaba nerviosa, después de tantas pruebas, pinchazos y todo lo que me habían hecho, tenía ganas de empezar de una puñetera vez!!!
Así que el primer ciclo fue el 12 de febrero, lo recuerdo como si fuera ayer, qué mal lo pasé, hacía frío, se me contrajeron las venas, la quimio me quemó la vena y no había manera que me la pusiesen más de dos minutos seguidos, así que optaron por traerme una esterilla que tenían para estos casos, menos mal! entre en una mano la aguja que no entraba ni a tiros, y en el otro brazo una palometa para sacar sangre, estaba ya cansada, y sólo eran las 10 de la mañana!!! así que ese día Manel había hecho pan la noche anterior y llevábamos bocadillos, antes de la hora de la comida nos bajamos al parquecito que había entre los edificios, había salido el sol!!!, abrazada a Manel, y comer aunque fuese un bocadillo, fue lo mejor del día, que me tocase los rayos del sol, los mimos que estaba recibiendo, lo más, la verdad.


Mis compis las Sincos, todas dándonos ánimos!!!
Vuelta a que me sacasen sangre, qué hartura, si no me quedaba!!! por lo menos la chica no fue capaz de sacar, un enfermero, vino, quitó el tapón y sacó, yo me quedé con eso, porque tanto tocarme la vena me ponía histérica. Tocaba irse a casa o pasar 3 horas en el hospital sin saber qué hacer, así que decidimos comer en el hospital y volver a casa, no sin antes ir a comprar algo de fruta claro.
Vuelta al hospital, qué hartura, madre mía!, pero me había comprometido en el ensayo clínico, y lo iba a hacer, así que, allí estábamos, la chica no pudo sacar sangre y viendo que me iba a hacer daño le comenté lo del tapón, y me dijo "ahhhh, es cierto, no me acordaba!!!" ainxxx esta juventud, pero claro por la tarde quedan pocas y van de un lado para otro supliendo a las que se han ido, así que normal que no se acordase. Me dio la opción de quitarme la palometa o dejármela para el día siguiente, sin pensármelo, dije, quítamela, quiero dormir, y con una aguja pinchándome en el brazo dudo mucho que pudiese ni siquiera descansar.
Al día siguiente, vuelta al hospital a las 10 para que me volviesen a quitar sangre dos veces más, ayyyy, la chica recuerdo que me dijo, vamos tarde!!! yo pensé, no, no vamos tarde es  a las 10:30 son y 20, pero bueno, decidió que me pinchaba en vez de dejarme por una hora la palometa, así que le di los brazos para que eligiese ella, ya que estaban llenos de agujeros, pero todo controlado, a casita a descansar!!!
Los días siguientes fueron de incertidumbre, de no saber qué pasaría, mi cuerpo en principio empezó con un dolor de garganta tremendo y el domingo ya me estaba ahogando, así que llamamos al ICO 24horas y nos enviaron una ambulancia, no sé qué manía les había entrado a todos, saturaba casi al 100%, sí pero me ahogaba, al final creo que tuvo que poner la sirena porque me entró un ataque de tos que casi echo los higadillos, qué mal lo pasé, a todo esto antes de que vinieran, discusión entre Manel y yo porque yo quería vestirme y el me dijo que ni hablar, así que desistí, me encontraba fatal y no tenía ganas de discutir.
Pronóstico, laringitis aguda, efectos secundarios de la quimio, a la que soy alérgica, otra cosa al montón, vamos entre estreñimiento, diarrea, fue una odisea, llamar yo y decirme la doctora si no me había leído los papeles, mi contestación "sí, pero como comprenderá no estoy para ostias de leerme otra vez los papeles y si me pudiera orientar, se lo agradecería", menos mal!!! fortasec, sueroral y ale arreando hasta el próximo ciclo!!
También he de decir que a las dos semanas exactas, se me empezó a quedar cabello en las manos, menos mal que me había cortado el pelo muy cortito, pero aún así, creo que fue lo peor que pasé en ese momento, ver cómo día a día se te cae el pelo, fue una tortura, pasó el fin de semana y el lunes, me dispuse a limpiar un poco la casa, ya que la tenía bastante abandonada, cuando terminé, tenía una calor que pensé, a la ducha!!! dicho y hecho, pero vuelta a lo mismo, mucho cabello en las manos, no podía más, me estaba hundiendo y eso no lo deseaba, así que salí de la ducha, cogí el cortacésped de Manel y me rapé el pelo, no quería hundirme, se iba a caer, no? pues no quería que fuera poco a poco, así no habría más problemas, opiniones de todo, de muy bien a... pero qué has hecho, a lo mejor no se te caía!!! a ver se caía y no quería deprimirme más, así que contenta con mi decisión, me dispuse a prepararme para mi segundo ciclo.
Ya sabéis que si necesitáis hablar, aquí estoy.
Besos.